domingo, 15 de agosto de 2021

Revival / Stephen King




Título: Revival
Autor: Stephen King
Editorial: DeBolsillo
Páginas: 449
Sinopsis: 

Octubre de 1962. En una pequeña localidad de Nueva Inglaterra la sombra de un hombre se cierne sobre un niño que juega ensimismado con sus soldaditos. Cuando Jamie Morton levanta la vista, ve una figura imponente. Se trata de Charles Jacobs, el nuevo pastor, con quien pronto establecerá un estrecho vínculo basado en su fascinación por los experimentos con electricidad.

Varias décadas más tarde, Jamie ha caído en las drogas y lleva una vida nómada tocando la guitarra para diferentes bandas por bares de todo el país. Entonces vuelve a cruzarse con Jacobs -dedicado ahora al espectáculo y a crear deslumbrantes «retratos de luz»-, y este encuentro tendrá importantes consecuencias para ambos. Su vínculo se convertirá en un pacto más allá incluso del ideado por el Diablo, y Jamie descubrirá que «renacer» puede tener más de un significado.

Esta inquietante novela, que se extiende a lo largo de cinco décadas, muestra uno de los más terroríficos finales que Stephen King haya escrito jamás. Es una obra de arte del maestro de contar historias de nuestro tiempo, en la tradición de Hawthorne, Melville o Poe.

Una historia oscura sobre la adicción, el fanatismo y lo que puede existir al otro lado de la vida...

Fuente: Amazon

📌Reseña:


Revival es un libro que comienza en la infancia de Jamie pero que no sigue una cronología lineal. 
El Jamie adulto da un salto en el tiempo y nos habla de su drogadicción pero no sabemos que ha sucedido en los últimos veinte años de su vida. Es, desde ese presente, como descubrimos que ha sucedido en los años anteriores.

Además, no deja de repetirnos como se arrepiente de ciertos hechos, con lo que nos adelanta que algo terrible está por suceder. Stephen King sabe jugar con la intriga y el suspense como nadie, además de saber convertir en terroríficas cosas completamente cotidianas.

Si tengo que añadir algún pero, hablaría del desenlace de la historia. Al contrario que muchos lectores, no me siento decepcionada con el final, pero necesitaría una explicación más detallada de los motivos, del origen de todo aquello. 

Aún así, este libro me impresionó por varias razones:



El personaje del reverendo Jacobs


El nuevo pastor del pueblo es un hombre bastante peculiar. Es un reverendo apasionado por la ciencia, y más concretamente, por la electricidad. Es un hombre muy entregado a su labor, pero en las primeras conversaciones que tiene con el protagonista, se atisban las dudas del reverendo sobre la religión.

Un terrible accidente le hace perder la fe y su visión del mundo cambia radicalmente. Tan solo mantiene su fascinación por la electricidad. A medida que el personaje entra en decadencia, sus experimentos se vuelven más peligrosos.  No le importa arriesgar la vida de los demás ni la propia.  Es como si, al perder la fe, él intentara ser su propio Dios.

Jacobs no es como Driscoll (Haven), pero en la parte final del libro, comienza a parecerse peligrosamente a él.


Es muy curioso que acabe siendo feriante. Es una forma de lucrarse de sus conocimientos sobre la electricidad haciéndolos pasar por magia, pero también es una manera de mostrar su propia personalidad: necesita predicar, convencer a los demás de una u otra forma.

Si destaco este personaje no es por la eterna pugna de ciencia y religión, sino porque es fascinante ver como, al "matar" a su Dios, parece querer convertirse en el suyo propio y en el de otra personas. Además, aunque se vuelve un ser siniestro y acaba siendo un charlatán, en algunas ocasiones muestra una caridad que nunca asociaríamos a alguien así. Es un personaje tan complejo como imprevisible.



El homenaje a Mary Shelley


La sombra de Mary Shelley y su Frankenstein estaba presente en muchas de las escenas de este libro. Además, al final del libro (tranquilos, no hay spoiler) aparece una mujer llamada Mary, y estoy segura de que esto es completamente intencional. 

El reverendo Jacobs acaba convirtiéndose en una especie de Víctor Frankenstein y seguimos leyendo con inquietud y curiosidad. Nos tapamos la cara con las manos, pero miramos entre los dedos para ver cuál será su siguiente paso. Nos preguntamos si Jamie no acabará convirtiéndose en su "monstruo" y estamos impacientes de ver como los hilos del personaje de Shelley se entrelazan con los de Revival.


No obstante, mientras muchas críticas afirman que el libro de Shelley habla de la peligrosidad de intentar "jugar a ser Dios", en esta novela, Stephen King, parece decirnos que hay cosas que es mejor no saber. No miremos tras las cortinas antes de tiempo. Ya sabremos lo que hay entre bambalinas cuando llegue el momento.


Escena de la serie Penny Dreadful. Fuente: Cuatro Bastardos



La perfecta mezcla de realismo con terror fantástico 


El maestro del terror, sabe manejar otros tipos de narrativa y este es uno de los libros en los que lo vuelve a demostrar. Su narrativa es tan realista que parece que nos esté contando algo que realmente sucedió. Incluso en las escenas en las que nos describe los experimentos eléctricos que el reverendo realiza, hay un poco de cruda realidad (como en el caso de la adicción de Jamie).

Incluso la pérdida de la fe del reverendo es tan realista como devastadora. Empatizamos con Jacobs y entendemos que no crea en un plan divino después de lo sucedido. Su personaje se desarrolla de una forma completamente diferente después de este hecho y se convierte en alguien tan siniestro como imprevisible.

Esta mezcla de narrativa realista con terror fantástico, hace que las escenas sean aún más perturbadoras. Ya que, es como si, en el fondo nos hiciera pensar: esto podría suceder.


📸 Muy Interesante


El renacer del protagonista


No lo voy a negar. Estuve esperando una "resurrección" mientras leía Revival. Esperaba que en cualquier momento al reverendo Jacobs le diera por matar gente para poder resucitarla y cosas por el estilo (evidentemente, no os voy a contar que es lo que hizo realmente).

No obstante, hasta que no acabé el libro, no me planteé la manera en la que Jamie revive. A pesar de lo que ahora sabe, debido a los experimentos de Jacobs, vive otra vida. Ha salido de ese mundo de drogadicción y caos. Ha conseguido tener una vida más o menos normal después de sus obsesiones y pesadillas. Me pregunto si al hablarnos de Jamie, El Maestro no nos estaría hablando de algún infierno propio y de su propio renacer...

📸 Wendy Wei / Pexels 






Puntuación: 5/5


lunes, 28 de junio de 2021

Proyecto Unicornia / Leonardo Jiménez




📌Ficha técnica:


Título: Proyecto Unicornia 

Autor: Leonardo Jiménez

Editorial: Autopublicado

Género: Ciencia Ficción

Páginas: 324

Sinopsis: 

Un grupo de exploradores vuelve a Refugio, un asentamiento montañoso al borde de la extinción, tras un duro viaje en el que han perdido a varios de sus miembros. Traen consigo a un forastero que alberga un secreto que podría suponer la salvación o desaparición de su pueblo (Fuente: Goodreads).


📌Reseña:


En este libro de ciencia ficción su autor nos ofrece dos escenarios: por una parte tenemos lo que parece ser un grupo de supervivientes en una zona desolada del planeta, luchando por alimentarse y sobrevivir en lo que llaman Refugio. Por otra, una especie de sociedad totalitaria vive en un complejo llamado Hogar. Desde el principio, se nos sumerge en las peculiaridades de ambos mundos, dejando el claro que el mundo ha dejado de ser tal y como lo conocíamos, ya que una catástrofe climática ha acabado con todo. El universo parece ser ahora una mezcla entre la película Mad Max y el Mundo Feliz que relató el escritor de ciencia ficción Aldous Huxley.


Refugio


Refugio es un asentamiento liderado - de forma natural, no impuesta- por Erin, una mujer con mucho carácter y sin pelos en la lengua que se erige como la capitana de este barco a la deriva. Uno de los muchos días en los que varios miembros de la comunidad salen a buscar algo de comida, acaban regresando con un moribundo entre sus brazos, se trata de Forastero, un personaje que ha perdido la memoria -o eso es lo que dice- y de quien al principio, nadie confía, especialmente Erin.

En su lucha por la supervivencia tendrán que salir de Refugio junto a otros miembros de la comunidad para acabar topándose con su pasado (concretamente hay un personaje muy especial llamado Adax, que es algo así como un sabio de la naturaleza con una terrible infancia a sus espaldas), pero también acaban siendo arrastrados hacia el futuro de una forma que nunca hubieran esperado. En el transcurso de sus andanzas vamos conociendo el duro pasado de todos lo personajes y conocemos un grupo muy temido por los miembros de los asentamientos: los esclavistas.


En mi cabeza era así como imaginaba a Erin


Hogar


Hogar supone todo lo contrario: es un lugar sumamente controlado por un líder al que llaman "Padre". La cantidad de comida que ingieren, sus horas de sueño y hasta con quien se casarán es algo que decide "Padre" por ellos. Todo esta planificado al detalle y con esmero para evitar que piensen demasiado. Uno de sus habitantes, Zetai comienza a hacerse preguntas y a indagar en qué se esconde detrás de su sistema de vida. Estas pesquisas desembocarán en un acontecimiento que lo cambiará todo y que desvelará que es Proyecto Unicornia.

Pensaba que Hogar sería algo así (1984) pero nada que ver, os lo aseguro.

Proyecto Unicornia

Como era de esperar, las tramas de Hogar y Refugio acaban uniéndose en un punto del camino. En absoluto nada es como lo esperábamos. El papel de Zetai en el desarrollo de la historia y como saber la verdad le ha cambiado, es algo que no había leído hasta ahora: Proyecto Unicornia huye de los clichés.

Es todo un acierto que no haya héroes de esos tan nobles que resultan increíbles. Al final todos son humanos intentando sobrevivir, y a veces la supervivencia saca lo peor -y lo mejor- de las personas.


Escena de Brave New World.


Conclusión


Proyecto Unicornia es un libro narrado en tercera persona, en el que se nos deja conocer los sentimientos y pensamientos de los personajes, en lo que se conoce como novela coral. El libro está compuesto por capítulos cortos en los que la trama de Refugio se alterna con la de Hogar, dejándonos siempre con el alma en vilo. Además, sus detalladas descripciones permiten que visualicemos lo que se nos está narrando casi como si estuviéramos viendo una película -de hecho, ya comenté por Goodreads que creo que este libro sería un excelente material para convertirse en serie-. 

Tiene un giro de tuerca muy interesante, ya que, si has consumido distopías de ciencia ficción probablemente estés pensando en un final al estilo 1984 o Un Mundo Feliz, pero nada que ver. El final de "Proyecto Unicornia" deja la puerta abierta a la reflexión sobre la forma en la que tratamos el mundo y a nosotros mismos y, además, también parece dejar la puerta abierta a un segundo libro, lo cual resulta muy emocionante.


📌También lo han reseñado:

📚 La Biblioteca de K

📚 Más Leer

📚Mo2book


📌 Puntuación:



sábado, 30 de enero de 2021

¿Un escritor necesita redes sociales?


Antecedentes: El Antro de los Vampiros y Otros Monstruos


Hace unos días  Carlos J. Eguren planteó una cuestión muy interesante en su blog: ¿los escritores tienen que tener redes sociales? (Puedes ver su articulo aquí. Te prometo que merece la pena sacrificar tu momento de ver memes por leer esto).

Es decir, ¿es necesario que un escritor tenga presencia en el mundo digital y desarrolle eso que llaman marca personal? Te reto a responder de forma breve sin seguir leyendo.

Me atrevo a vaticinar que si eres escritor/a de esos que llevan la vocación en la sangre, habrás pensado que no o te plantearás que quizás sea necesario, pero que eso no va contigo. Sinceramente, te entiendo y no voy a venderte ninguna milonga sobre la utilidad de las redes sociales por mucho que yo haya estudiado publicidad y marketing.


Rick Castle risa
Así es como siento que me ve la gente cuando digo lo que he estudiado. Me quejaría, pero es que realmente me divierten las caras de desaprobación.


La eterna lucha: arte VS industria


Carlos comenta en su artículo que los escritores, los lectores e incluso las editoriales y la publicidad no sabemos muy bien qué hacer respecto a los libros. Yo le dije que discrepaba respecto a esto. Sí que sabemos qué hacer, el problema es que la literatura, como el resto de disciplinas culturales, es una industria y como tal su prioridad es el beneficio económico. Se comercializa la cultura y, por extensión, el escritor -su imagen- pasa a ser un producto que también se mercantiliza. 

No hay nadie ahí en ninguna de las grandes editoriales creando un plan para elevar la literatura a otro nivel, no obstante, tampoco es que desde el gremio de los escritores se esté intentando hacer nada. Y antes de que afiléis vuestras espadas, me gustaría que me dijerais si vosotros no recurrís a fórmulas que ya sabéis que triunfan. Si nunca habéis caído en escribir sobre algo que ha escrito mengano o fulano con la esperanza de que así alguien llegue a vuestros escritos, si jamás habéis caído en ninguna tendencia. 

Hace ya algún tiempo escribí sobre esto y, aunque en ese momento lo hice con mucha más ilusión y esperanza de lo que lo haría ahora, creo que ilustra muy bien lo que intento decir en este párrafo: 

Reflexión-sobre-el-panorama-editorial-actual
Y aquí un poquito de autopromo.

Escritores en un capítulo de Black Mirror


Las nuevas tecnologías han permitido que prácticamente cualquiera pueda escribir y publicar un libro. Esto suena a una alegre utopía democrática cultural que al final se traduce en una caída de los filtros y por ende, de los estándares de calidad. Todos y todo tiene cabida. Entonces, en esta infinita librería en la que todos agitan sus manuscritos y gritan lo más alto que pueden, aparece una herramienta llamada "redes sociales" y todos se van corriendo hacia allá, saturando también ese entorno. Cada vez es más complicado hacerse ver en redes sociales, las estrategias deben ser más sofisticadas y las trampas y "atajos" extraños proliferan por doquier.

Y si tú, amigo/a mío/a, eres escritor y has intentando montar tu "escaparate" en redes sociales, sabes bien de que te hablo; entiendes bien lo que es la FRUSTRACIÓN en mayúsculas.

Yo...He visto cosas que no creeríais ,y tú también: escritores haciéndose autobombo de un manuscrito sin corregir y con una portada que no sabes si da pena o risa. Juntaletras que vomitan paz y amor en cada tweet y hacen la pelota a otros con tanto descaro que te da vergüenza ajena -o cringe ,si eres moderno-.

Blogs con miles de seguidores con cursores de estrellitas, preciosas fotografías de libros que nunca serán leídos junto a tazas de café, imágenes super artísticas del escritor de turno.. 

Casi puedo escuchar lo que estás pensando: "¿en qué momento los escritores empezaron a ser influencers? Yo creía que el intrusismo era al revés"


Roy-Batty-Bladerunner
Me gustaría ver el discurso final de Roy Batty si hubiera vivido en nuestros tiempos.

 

¿Así que quieres ser escritor? 


Te entiendo muy bien y ¿sabes qué pasa? Que tú te metiste en esto porque querías escribir, convertir tus experiencias en historias y compartir tu forma de ver el mundo. Ya sea a través de una cocinera que se montaba su propia pastelería en una pequeña ciudad de Francia o una chica que atravesaba un espacio multidimensional por error. 

Y creo que estarás conmigo cuando digo que escribir es algo tan íntimo, personal e intenso, que tener que reducirlo a una marca personal, a un producto, a algo "vendible" es como prostituir lo que más amas. Por eso has pensado tantas veces en abandonar esta carrera; hay aros por los que no estás dispuesto a pasar pero tampoco sabes muy bien qué hacer.

Te entiendo, como escritora frustrada e intento de reseñadora (yo misma escribí sobre el chasco que me llevé al intentar colaborar con editoriales y puedes leerlo aquí). Te entiendo, porque he estudiado publicidad pero amo la literatura tanto como tú. 

Y respondiendo a la pregunta con la que he comenzado esta entrada: sí, un escritor necesita tener redes sociales y presencia digital. 

Lo siento, pero hoy en día al lector no le basta con que un libro sea bueno o malo, quiere saber quién hay detrás de ese libro y quiere que esa persona tenga una personalidad propia, se posicione e interaccione con el mundo. Los escritores que escribían desde su torre de marfil -esos que tanto nos gustaban a ti y a mí- ya no tienen cabida en este mundo a no ser que tengan una grandísima editorial detrás.

¿Te estoy diciendo que me cuentes tu vida? NO. ¿Te estoy instando a que estés en todas las redes sociales habidas y por haber? Tampoco.

"Presencia digital" no significa que seas un postureta, que hagas fotos a tu desayuno ni que me enseñes tu outfit del día - créeme, para comprar tu libro no necesito saber si bebes leche de vaca o bebida de soja -.


Desayuno-influencer
No hagas esto por vender tu libro, por favor. No quiero ver tu pijama ni saber donde compras los aguacates.


Las 5 W: qué, quién, cómo, dónde y por qué


¿Entonces qué hago?  Lo que quieras. 

No me mires así. Vamos a ver: ¿Dónde está la gente a la que le interesa lo que tú haces? ¿Dónde se encuentran esas personas con las qué quieres hablar? ¿De qué te gustaría hablar? 

Pues ve ahí y habla de lo que quieras hablar. 

Dirección-norte-sur
📷 Mat Brown


No obstante, antes de invertir tu tiempo en redes sociales, tengo que hacerte la pregunta del millón:


  ¿Qué estás buscando? 


Quiero decir: ¿Lo que quieres es vender tu libro? ¿Compartir lo que te gusta con otras personas? ¿Lanzar al mundo todas esas historias que has escrito en la intimidad de tu cuarto?

Y no me digas que sí a todo, que a mí no me tienes que mentir. Sé que has bebido tequila sin pedirte que me eches el aliento. Pregúntate en tu fuero interno qué es lo que realmente estás buscando cuando escribes, porque si tu único objetivo fuera expresarte, probablemente ni siquiera hubieras llegado a esta entrada.

No te culpo, yo también pensé que mi madre no se daba cuenta de cuantos chupitos me había metido en el cuerpo, y también dije que solo escribía porque era lo que me gustaba, pero seamos sinceros: si me abrí un blog es porque algo quería. Quizás solo palmaditas, quizás sentirme comprendida. Probablemente el fondo albergaba la esperanza de que un cazatalentos me descubriera y me lanzara al estrellato como uno de los jóvenes talentos de habla hispana (todos soñamos estupideces, tranquilo).

Lo importante es que sepas qué es lo que tú buscas cuando quieres compartir lo que escribes porque de esta forma seguro que sabrás donde debes ir y cuanto tiempo invertir en esa maraña de trampantojos llamadas redes sociales.

Frase-Alicia-en-el-pais-de-las-maravillas
Cheshire sabía muy bien lo que decía.

PD: Si decides arremangarte y sumergirte en ese mar, te recomiendo encarecidamente que leas los artículos de Ana González Duque y Jaume Vicent.  

Y también me puedes preguntar a mí si buscas un consejillo de esos míos llenos de sinceridad y sarcasmo. No soy escritora, pero me puedes encontrar en casi todas las redes sociales ;)



sábado, 21 de noviembre de 2020

Reto literario: #UnRelatoCadaDía

Me gustan los relatos. Creo que es un formato perfecto para estos tiempos en los que nos acecha la prisa y la incapacidad de atender a cualquier cosa durante más de 10 minutos, sin embargo, me he dado cuenta de que no suelo acabar los libros de relatos, aún gustándome tanto como me gustan los de Philip K Dick o Stephen King, así que me he propuesto un reto: leer #UnRelatoCadaDía y comentarlo en mis redes sociales: FacebookTwitter e Instagram.

Voy a comenzar por mis escritores favoritos, pero me gustaría descubrir nuevos autores, así que ¿me recomendaríais algún libros de relatos?




jueves, 19 de noviembre de 2020

¿Qué leen los hombres?: Lad lit, el género literario para el público joven masculino

¿Sabías que hay un género literario para hombres que no existe en los países de habla hispana? Se trata del lad lit, un tipo de novela dirigida a los lads: chicos jóvenes adultos de edad media con pocas responsabilidades y muchas dudas. En estos libros se exploran las angustias existenciales masculinas desde un punto de vista sarcástico; en alguna publicación lo han catalogado de "La Bridget Jones de los hombres". Y no deberán ir muy desencaminados, ya que las portadas de sus libros tienen los mismos colores chillones y sinopsis divertidas. Es curioso como, los que se han traducido en nuestro idioma, se venden de forma muy diferente, tanto en su línea de comunicación como en sus argumentos.

Disfruté investigando sobre este tipo de novelas (y sus decenas de subgéneros) y me sorprendió encontrar tan poca información en nuestro idioma, así que me puse manos a la obra e indagué el fenómeno lad lit. Una vez, agradezco a MoonMagazine que publique estas pequeñas investigaciones que realizo sobre el mundo literario.


Si quieres leer el artículo, haz clic aquí:





Por si no lo viste, te dejo también el artículo anterior, aquí


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...