lunes, 8 de diciembre de 2014

¡Marchando una de series!: Psych

Me considero más devora-libros que seriéfila/cinéfila, pero considero que las series y películas son una buena alternativa a la lectura para pasar un buen rato, e incluso encontrar inspiración para escribir. Hoy inauguro la sección ¡Marchando una de series! con una de mis series preferidas: Psych
Es bastante probable que muchos de vosotros no conozcáis esta serie, debido a la poca publicidad que se le ha dado, sobretodo en España. No entiendo el porqué ya que es una serie genial, cuya calidad no ha decaído en sus ocho temporadas, mezcla el humor con la trama policíaca en la dosis perfecta y tiene unos personajes que son geniales.



Shawn Spencer es el protagonista de esta serie. Desde pequeño, su padre, Henry Spencer, le enseña a potenciar su memoria eidética y provoca que sea especialmente observador y deductivo. La razón es que él es policía y espera que también lo sea, pero los pasos de Shawn siguen un camino muy distinto, saltando de un trabajo en otro, buscando solamente su propia diversión.
Aprovechando sus dotes de observación, acaba resolviendo un misterio para la policía, de forma tan exacta que se convierte en el principal sospechoso. Para salir del embrollo, Shawn acaba convenciéndoles de que es vidente, y así es como acaba convirtiéndose en el asesor vidente de la policía Santa Barbara. Posteriormente, monta una empresa de "detectives videntes" llamada Psych, junto a su mejor amigo de la infancia, Burton Guster, que en ese momento es representante farmacéutico.


En cada capítulo se muestra un crimen diferente y mediante flashbacks asistimos al momento de la infancia de Shawn y Gus en el que Henry les enseñó algo que les será muy útil en ese caso y a la vez, mantendrá la tapadera de Shawn como vidente. Al contrario que en otras series de este tipo, Shawn y Gus no trabajan en la comisaría, por lo que en cada crimen, tienen que demostrar su utilidad en el caso, lo que les lleva a meterse en situaciones disparatadas en muchas ocasiones.




En mi opinión el atractivo de esta serie, reside en  estos tres factores:

1. Su protagonista.


Al contrario que otros asesores de otras series de policías, Shawn no es elegante, ni brillante, ni distinguido, ni millonario, ni tiene un pasado especialmente tomentoso. Es un niño grande, que viste camisas con zapatillas Nike, siempre está pensando en comida y haciendo bromas y referencias al cine y la televisión en los momentos menos oportunos. No conoce el significado de algunas palabras del lenguaje estándar e incluso las dice mal alegando que "lo he oído de las dos formas". Es impertinente, irresponsable e inmaduro, pero también tiene una mente ágil, es astuto y muy divertido. Parece que sólo le importe la diversión, pero en los momentos decisivos, demuestra lo mucho que le importan los suyos.



2. La amistad Shawn- Gus. 




Como si de un Don Quijote y Sancho modernos se trataran, en el desarrollo de la serie, podemos observar como Gus le aporta algo de madurez a Shawn y como éste a su vez, potencia su parte inmadura e infantil. Esta amistad es de esas de las de verdad, en las que se meten líos mutuamente, se ríen el uno del otro, tienen continuas diferencias y nunca se profesan muestras de cariño, pero aún así saben que están ahí el uno para el otro.

Además, las escenas más divertidas de la serie siempre las protagonizan ellos dos. Si no tenéis un Shawn/Gus en vuestras vidas, estoy segura que después de ver esta serie, lo vais a necesitar más que nunca.





3. Trama policíaca- tapadera vidente.


Ver como Shawn va descubriendo poco a poco las pistas que

le llevan al descubrimiento del asesino engancha, pero ver como lo cubre todo con lo que "los espíritus le dictan" y cosas por el estilo, todavía más. Porque dado que su método está basado en conjeturas, no siempre acierta y tiene que disimular constantemente sus meteduras de pata con excusas de lo más variopintas.

Pero no sólo de pan vive el hombre, y no sólo de estos tres pilares se fundamenta esta serie sino que además, tenemos otros  ingredientes que acaban por hacerla perfecta.
En muchos foros y páginas varias, he leído de espectadores a los que les aburre las series procedimentales, porque acaba por parecerles algo repetitivo. Imposible que esto te suceda con esta serie. Ningún capítulo comienza de la misma forma, hay tramas que se mantienen y capítulos que homenajean a otras series y películas (esto en literatura se llama metaliteratura, en las series no lo sé, pero me enteraré). Entre otros, vemos claros homenajes a Viernes 13, Twin Peaks, Entrevista con el Vampiro, Harry Potter... 



Además las referencias a series y películas en cada serie es constante.A mí se me escapan la mitad, pero seguro que si hay algún cinéfilo en la sala, sabrá apreciar los chascarrillos de Spencer y Guster.

No sé a vosotros pero a mí me encantan esos villanos elegantes y distinguidos, inteligentes y serenos que odias, pero admiras secretamente, al estilo de Reddington en The Blacklist. Pues Psych también tiene uno de esos, al que da vida nada más y nada menos que Cary Elwes (La Princesa Prometida y Las Locas Aventuras de Robin Hood). Se trata de Pierre Desperaux, un ladrón de arte, astuto y esquivo que irá ganando poco a poco protagonismo en la serie y que  traerá de cabeza a Gus y Shawn hasta el último momento.




Y como no podía ser de otra forma, Shawn tiene su propio antagonista, cuyo símbolo es un Ying Yang. En estos capítulos, se masca la tensión en cada escena y demuestra que los guionistas y los actores saben desenvolverse igual de bien en el humor que en la acción.



Como habréis visto, en esta serie hay espacio para todo, incluso para el amor, aunque en un personaje tan alérgico al compromiso como Shawn esto puede parecer algo difícil... Poniéndonos un poco freudianos, puede ser que el divorcio de sus padres influyera en su forma de actuar hacia las mujeres, pues aunque es un hombre con éxito entre el sector femenino, no se ata a nada ni a nadie y le veremos saltando de una a otra... ¿Acabará encontrando esa chica con la que no le dé miedo comprometerse?





Tenéis que verla. Os aseguro que no os arrepentiréis. Yo estoy pensando en pedirle a los reyes estas zapatillas de estar por casa:


2 comentarios:

  1. Me encanta Shaun y Gus, menudo duo hacen! La verdad que hace tiempo que la tengo aparcada, pero no es la única, que ando con mil cosas y no me da para todo jajajaja

    Besitooooos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué ilu verte por aquí!
      Yo vi un par de capítulos y me la dejé también un poco de lado, pero ha sido volver a verla y engancharme completamente. Son geniales y siempre me hacen reír. Serie completamente recomendada para desconectar de todo! Jajajaja.

      Besooos :)

      Eliminar

A todos nos hace ilusión saber que nos leen y compartir nuestras opiniones, así que no dudes en dejarme tu comentario ;)
Recuerda que puedes pinchar en la parte inferior derecha, donde pone "Avisarme" para que te llegue un correo cuando te conteste.

Puedes seguirme también en:

https://www.facebook.com/RinconRevuelto?ref=hl
https://twitter.com/Chari_Escudero
http://rincon-revuelto.tumblr.com/

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...